¿Qué se necesita para lograr tus sueños?

¿Qué se necesita para lograr tus sueños?

¿Qué es cumplir un sueño?

Cuando mi madre quiso ser actriz, mis bisabuelos le advirtieron que ese era un oficio de prostitutas, alcohólicos y drogadictos.

Cuando hace tres años le comenté a mi papá que me quedaría en Venezuela para trabajar en Pencil, su primera reacción fue tacharme de soberbio: él consideraba que lo mejor para mí era probar suerte afuera, donde tendría un ingreso decente y una vida tranquila.

Cuando Mr. Beast -hoy uno de los youtubers más famosos del mundo con 55 millones de suscriptores- le confesó a su mamá que él hacía videos, ella comentó que aquello era una pérdida de tiempo.

Cuando en Pencil decidimos mudarnos a una oficina, un empresario nos recomendó no gastar dinero en eso, pues era botar la plata.

Cuando llamamos a un técnico de Internet para instalar el servicio, nos dijo que nos olvidáramos, que allí nunca tendríamos conexión.

Cuando comenzamos a contratar, el entorno mencionó que para qué tanta gente, que no nos enrolláramos metiendo a personas en el equipo.

¿Por qué perseguir los sueños?

El dogma y el statu quo dudarán de tu camino, y eso está bien.

Tus familiares y amigos quieren lo mejor para ti y por lo tanto se preocupan y estresan al no entender el porqué detrás de tus decisiones.

Por eso debes encontrar la forma de estar convencido de que estás haciendo lo correcto, porque la sociedad te reconocerá mucho después de que tú sepas lo que vales.

Los críticos que la componen siempre buscarán las chapas y los trofeos, pero tú tienes que actuar a la altura décadas antes de conseguirlos.

¿Qué debemos hacer para cumplir los sueños, deseos o aspiraciones?

En 1992 Matthew McConaughey anotó en su agenda que él, tarde o temprano, ganaría un Oscar: lo consiguió 20 años después.

Sigue sus pasos.

Tienes que estar seguro de dónde culmina todo, de cómo será el final de la película.

Live in the end, como dijo Neville Goddard.

Cuando haya duda en el exterior, mantén el temple en el interior.

Haz que al final de tu existencia puedas decir con orgullo la frase que inmortalizó Frank Sinatra: I did it my way.

A las musas les gusta la constancia, a Dios le encanta la perseverancia y el Olimpo premia a quienes no se rinden.

Vive para que no tengas que pasar por lo que atravesó mi madre. Vive para que no haya bisabuelo que valga.

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to Top